Marco Regulatorio Internacional

A continuación se despliegan los instrumentos legales que están relacionados al uso de OGM’s a nivel mundial de los que derivan diversas leyes y normas que rigen los aspectos regulatorios sobre la tecnología.

Convenio sobre la Diversidad Biológica 

Los objetivos del convenio, son la conservación de la diversidad biológica, la utilización sostenible de sus componentes y la participación justa y equitativa en los beneficios que se deriven de la utilización de los recursos genéticos, mediante un acceso adecuado a esos recursos, una transferencia apropiada de las tecnologías pertinentes, entre otros; teniendo en cuenta todos los derechos sobre esos recursos y a esas tecnologías, así como mediante una financiación apropiada.

Protocolo de Cartagena sobre seguridad de la biotecnología del convenio sobre diversidad biológica

“El Protocolo de Cartagena sobre Seguridad de la Biotecnología, deriva del Convenio sobre la Diversidad Biológica. Su objeto es contribuir a garantizar un nivel adecuado de protección en la esfera de la transferencia, manipulación y utilización seguras de los organismos vivos modificados resultantes de la biotecnología moderna que puedan tener efectos adversos para la conservación y la utilización sostenible de la diversidad biológica, teniendo también en cuenta los riesgos para la salud humana, y centrándose concretamente en los movimientos transfronterizos. Es el primer instrumento internacional especializado en organismos genéticamente modificados. Entró en vigor en el año 2003. México lo ha firmado y ratificado, por lo que formalmente es Parte del Protocolo.”

Protocolo de Nagoya – Kuala Lumpur

El objetivo de este Protocolo Suplementario es contribuir a la conservación y utilización sostenible de la diversidad biológica, teniendo también en cuenta los riesgos para la salud humana, proporcionando normas y procedimientos internacionales en la esfera de la responsabilidad y compensación en relación con los organismos vivos modificados humanidad, particularmente en cuanto a satisfacer necesidades críticas de alimentación, agricultura y cuidados sanitarios.